Colegio Oficial de Ingeniería Geomática y Topográfica
© PER GEOMETRIAM VERITAS

La profesión y sus competencias

"Los/as Ingenieros/as en Geomática y Topografía, son los profesionales de la Geomática, ciencia transversal en la Ingeniería, que puede ejercer en el ámbito de la Construcción, Urbanismo, Ingeniería Civil, Edificación, Auscultación, Industria, en el ámbito de la Geoinformación, IDEs, GIS, Cartografía, Geomarketing, y en el ámbito del Territorio y la Propiedad inmobiliaria, definiendo la realidad física y morfológica del Territorio, imprescindibles para garantizar sin ambages el derecho de propiedad en cuanto a la delimitación de la misma".
 
Son los únicos técnicos en España con formación y titulación universitaria específica en Topografía, Fotogrametría, Cartografía, Geodesia, Catastro, Legislación y Territorio, Geología, Geofísica, Sistemas de Información Geográfica, Ingeniería Civil, Física y Matemáticas de la Ingeniería, Sistemas G.P.S y Teledetección.


COMPETENCIAS PROFESIONALES

Según la Orden CIN/353/2009, de 9 de febrero, por la que se establecen los requisitos para la verificación de los títulos universitarios oficiales que habilitan para el ejercicio de la profesión regulada de Ingeniero Técnico en Topografía se hace constar que:
  • el Ingeniero Técnico en Topografía y el Graduado en Ingeniería Geomática y Topografía, por el contenido específico de los planes de estudios universitarios que tiene que superar para la obtención del correspondiente título, es profesional competente, perfectamente habilitado e idóneo para la realización de todo tipo de trabajos cartográficos y topográficos, realización de deslindes, replanteos de todas clases, medición y valoración de fincas, tanto rústicas como urbanas, parcelaciones, segregaciones y agrupaciones parcelarias, en cuanto requieren conocimientos de ingeniería cartográfica, geodésica y fotogrametría.
  • Es igualmente competente para actuar como perito antes las Administraciones Públicas en materia de expropiación forzosa y está capacitado para la realización de cartografía para catastro, registro de la propiedad, notariado, ayuntamientos, ordenación de territorio, urbanismo, recursos naturales y medio ambiente; así mismo lo está para la planificación, proyecto, dirección, ejecución y gestión de procesos y productos de aplicación a la obra civil y la edificación, en el ámbito geomático.
  • Para la planificación, proyecto, dirección, ejecución y gestión de procesos y productos de aplicación a la ingeniería medio ambiental, agronómica, forestal y minera, en el ámbito geomático.
  • Para la planificación, proyecto, dirección, ejecución y gestión de procesos y productos de aplicación en la sociedad de la información en el ámbito geomático. Para la planificación, proyecto, dirección, ejecución y gestión de procesos y productos de aplicación en catastro y registro, ordenación del territorio y valoración, en el ámbito geomático. Análisis y control del impacto ambiental; sistemas de gestión y legislación ambiental evaluación del impacto ambiental, elaboración de estudios de impacto ambiental.
  • Es técnico competente para emitir certificados de eficiencia energética de edificios, regulados por el Real Decreto 235/2013, de 5 de abril, por el que se aprueba el procedimiento básico para la certificación de la eficiencia energética de los edificios.
  • También se debe hacer constar, en relación con el Real Decreto 1093/97, de 4 de julio, por el que se aprueban las normas complementarias al Reglamento para la ejecución de la Ley Hipotecaria, sobre inscripción en el Registro de la Propiedad de actos de naturaleza urbanística, que es técnico competente para emitir certificados de reconocimiento de antigüedad de edificaciones, así como certificados sobre edificaciones relacionados con los metros cuadrados de ocupación en planta, metros cuadrados construidos y número de plantas. 


DEONTOLOGIA PROFESIONAL 

El comité de Deontología es el órgano encargado de vigilar el cumplimiento por parte de los colegiados del Régimen Deontológico, proponer a la Junta de Gobierno la posible iniciación de expedientes, y colaborar con el Juez Instructor y el Secretario de los expedientes que se incoen.
 
artículo J.1 - El Comité de Deontología estará formado por tres colegiados que hayan ostentado el cargo de Decano o Videcano del Colegio y que por orden de antigüedad ejercerán respectivamente las funciones de Presidente, Secretario y Vocal del mismo.
 
artículo J.2 - Los nombramientos de todos y cada uno de los integrantes del Comité de Deontología, serán efectuados por la Junta General de Colegiados, a propuesta de la Junta de Gobierno.
 
De 2016 a 2018, por acuerdo de la Junta General de Colegiados de 12 de marzo de 2016
los componentes del Comité de Deontología son:
 
Titulares:
  • D. Julio Cesar Aparicio Tolosa, colegiado 468 (ex-Decano)
  • D. Pedro J. Cavero Abad, colegiado 655 (ex-Decano)
  • D. Miguel Ángel García Barbero, colegiado 861 (ex-Decano)
Suplentes:
  • D. Miguel Angel Ruíz Tejada, colegiado 2915 (ex-Vicedecano)
  • D. Eduardo Barredo Risco, colegiado 58 (colegiado Honor)
  • D. Manuel Gutierrez Cabañas, colegiado 100 (colegiado Honor)
Si quiere comunicar alguna incidencia profesional póngase en contacto con nosotros a través de la ventanilla única de comunicaciones >> Contacto
 


BASE DE DATOS PROFESIONAL EUROPEA

La Dynamic Profesional Knowledge Base (DPKB) es un proyecto conjunto Europeo de la CLGE (Council of European Geodetic Surveyors) que tiene como objetivo recoger las particularidades del sector de la topografía en cada país, para establecer políticas comunes y facilitar la movilidad de los profesionales.
En un momento como el actual en el que Europa es una opción de trabajo, este proyecto permite conocer mejor el estado de la profesión en otros países y actuar en consecuencia. El Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos en Topografía ha participado en el proyecto piloto junto a las Asociaciones de Topógrafos de Austria, Bulgaria, Estonia, Alemania, Irlanda, Suecia y Suiza. Se estima que para finales de 2014 esté completa la base de datos con información de toda Europa.

En esta base de datos queda registrada toda la información que un profesional de nuestro Sector pueda necesitar para facilitar su movilidad entre los países participantes, tal como la legislación Europea y Nacional, formación disponible en cada país, investigaciones relacionadas, certificaciones, reconocimientos profesionales, etc.

Más información
 


SOCIEDADES PROFESIONALES
 
El día 16 de junio de 2007, entró en vigor la nueva ley de sociedades profesionales, la cual fue creada según la exposición de motivos, para dotar de "garantía de seguridad jurídica para las sociedades profesionales, a las que se facilita un régimen peculiar hasta ahora inexistente, y garantía para los clientes o usuarios de los servicios profesionales prestados de forma colectiva, que ven ampliada la esfera de sujetos responsables". Dando así respuesta a la evolución de las actividades profesionales por verse la actuación aislada del profesional sustituida por una labor de equipo que tiene su origen en la creciente complejidad de estas actividades y en las ventajas que derivan de la especialización y división del trabajo.

¿QUÉ ES UNA SOCIEDAD PROFESIONAL?

    Definición:

Aquella sociedad que se constituye para el ejercicio en común de la actividad profesional.
 
Se entiende como actividad profesional, aquella para la cual se requiere:
  • titulación universitaria oficial o,
  • titulación profesional para cuyo ejercicio sea necesario acreditar una titulación universitaria oficial
  • e inscripción en el correspondiente Colegio profesional.

Se entiende como actividad en común:

  • Todos los actos propios de la actividad profesional ejecutados directamente bajo razón o denominación social y,
  • la imputación a la sociedad de derechos y obligaciones inherentes al ejercicio de la actividad profesional como titular de la relación jurídica establecida con el cliente.

No es una sociedad profesional:

a) La sociedad de medios o de infraestructura, que son aquellas en que se comparte infraestructura y se distribuyen sus costes,

b) Las sociedades de comunicación de ganancias.

c) Las sociedades de intermediación, por no ser la sociedad quien contrata directamente con el cliente la prestación del servicio del profesional.

    En resumen:

La sociedad profesional esta prevista para las profesiones de carácter colegiado que actúen de forma individual o en forma societaria, ofreciendo sus servicios profesionales a través de un ente dotado de personalidad jurídica, titular de un patrimonio y que asume directamente derechos y obligaciones. Siendo este ente quien entabla directamente la relación con el usuario, y prestando el profesional su actividad profesional mediante la sociedad. Siendo obligatorio su inscripción en el registro mercantil y registro profesional. Para garantizar con ello la responsabilidad derivada de la sociedad, así como del profesional actuante.

    Forma:

Establece la nueva ley que la forma de la sociedad profesional puede ser cualquiera prevista por ley, p.ej. una S.L., o S.L., añadiéndose la "P" de profesional (S.L.P.). Esta sociedad pude englobar varias disciplinas de actividades profesionales.

    Composición:

Asimismo establece la ley que debe de pertenecer a los socios profesionales:

  • ¾ partes del capital de la sociedad y del derecho de voto este en mano de socios profesionales, (persona física o jurídica) o,
  • ¾ partes del patrimonio social y del nº de socios de las sociedades no capitalistas.

El mismo destino tienen los órganos de administración y representación. El incumplimiento de dicha composición llevará a disolución de la sociedad en un plazo determinado.

    Constitución y Publicidad:

El contrato fundacional (Estatutos) de sociedad profesional se formalización a través de escritura pública, que recogerá los requisitos de las normas de la forma societaria por la que haya optado la sociedad y como mínimo:

  • Identificación de los otorgantes
  • Colegio al que pertenecen y el número de colegiado
  • Actividad profesional, y objeto social
  • Persona que asuma la administración y representación.

La actividad podrá ser ejercitada bien directamente o a través de la participación de otra sociedad profesional. Su duración puede ser de duración indefinida o de tiempo determinado.

Para que la sociedad adquiera personalidad jurídica será inscrita en el registro mercantil, así como en todos los registros Profesionales, cuya actividad ejerza la sociedad. En el caso de ejercer varias actividades profesionales, se inscribirá en cada uno de ellos.

Por último establece la ley, que también se publicarán las hojas registrales de las sociedades en un portal de Internet, bajo la responsabilidad del Ministerio de Justicia.

    Responsabilidad de los socios y ejercicio de la actividad:

La sociedad profesional y sus socios ejercerán la actividad profesional de conformidad al régimen deontológico y disciplinario correspondiente a cada actividad profesional. Asimismo podrán ser extensibles a la sociedad y a los restantes socios profesionales las causas de inhabilitación e incompatibilidad. Por lo que el régimen disciplinario que corresponda según el ordenamiento profesional se aplicará a todos los miembros de la sociedad, sea socio o no. También podrá la sociedad profesional ser sancionada según el régimen disciplinario del ordenamiento profesional de la actividad profesional.

La sociedad responderá con todo su patrimonio de las deudas contraídas y la responsabilidad de los socios se determinará de conformidad con la normativa de la forma social adoptada por la sociedad profesional.

De las deudas sociales que deriven de los actos profesionales propiamente dichos responderán solidariamente la sociedad y el profesional que haya actuado.

Así que la ley obliga a estipular un seguro para cubrir la responsabilidad derivada de la actividad profesional.

La perdida de la condición de socio profesional no liberara al profesional de su responsabilidad personal derivada de su actuación.

Para las sociedades capitalistas que limitan la responsabilidad de los socios le serán de aplicación las normas previstas en la ley de sociedades profesionales. A demás establece la ley que también se regirán por unas normas especificas, también contempladas en la ley de sociedades profesionales, así por ejemplo las participaciones o acciones serán nominativas.

PASOS A DAR PARA LA CONSTITUCIÓN DE UNA SOCIEDAD PROFESIONAL

1.) El colegiado debe obtener un certificado de colegiación en e-Colegio > Mi colegio > mis certificados que acredita estar en plenitud de derechos para ejercitar la actividad de ingeniero (a los efectos del art.8 LSP).

2.) Con esta certificación colegial y una copia de la póliza del seguro de responsabilidad civil irá al notario para otorgar la escritura pública de la sociedad profesional.

3.) Posteriormente irá al Registro Mercantil para su inscripción, en donde el registrador procederá a la calificación de la legalidad de la escritura pública otorgada ante notario.

4.) El Registro Mercantil comunicará de oficio y de inmediato al Colegio Profesional que ha inscrito una Sociedad Profesional con sus características.

5.) La Sociedad Profesional solicitará al Colegio su <<inscripción en el Registro de Sociedad Profesionale>> habilitado a tal efecto en su seno.

El coste de la inscripción y registro para el año 2017 es 75€ (sin cuota de mantenimiento)

 
PREVENCION DE RIESGOS LABORALES
 
Cada vez son más los Ingenieros Técnicos en Topografía que se dedican al campo de la Prevención de Riegos Laborales como Técnicos de Prevención o Coordinadores de Seguridad y Salud, un campo de actividad en pleno auge a la que el Colegio se ha adaptado para ofrecer respaldo, protección a través del Seguro de Responsabilidad Civil y asesoramiento al colegiado y una difusión de la profesión en la que el profesional de la Topografía tiene perfecta cabida.
 
¿QUÉ REQUISITOS DEBE REUNIR LA FIGURA DEL COORDINADOR DE SEGURIDAD Y SALUD EN LAS OBRAS DE CONSTRUCCIÓN?
 
En materia de seguridad social y salud en obras de construcción, como disposición mínima imperativa, se prevé la designación de Coordinadores de Seguridad, tanto en la elaboración del proyecto constructivo, como en la fase de ejecución de la obra.
 
En el artículo 2, apartados e) y f), de la Directiva 92/57/CEE del Consejo, de fecha de 24 de junio de 1992, se definen a los Coordinadores de Seguridad y Salud en ambas fases, en los siguientes términos, "Coordinador en materia de seguridad y de salud durante la elaboración del proyecto de construcción, cualquier persona física o jurídica designada por la propiedad y/o por el director de la obra para llevar a cabo, durante la fase de proyecto de la obra, las tareas que se mencionan en el artículo 5" y como "Coordinador en materia de seguridad y de salud durante la realización de la obra, cualquier persona física o jurídica designada por la propiedad v/o por el director de la obra para llevar a cabo, durante la realización de la obra, las tareas que se mencionan en el artículo 6".
 
En el artículo 3.1 de esa Directiva se establece la obligación de designarse uno o varios coordinadores siempre que en la obra estén presentes varias empresas, sin ninguna otra exclusión. Es por ello, que con relación al carácter obligatorio de la designación de Coordinadores de Seguridad y Salud, el TJCE en su sentencia de 7 de octubre de 2010 señala expresamente que "el artículo 3, apartado 1, de la Directiva 92/57/CEE del Consejo, de fecha de 24 de junio de 1992, exige que en una obra en la que estén presentes varias empresas, con independencia de que los trabajos estén sujetos o no a licencia o de que dicha obra implique o no riesgos específicos, se designe siempre a un coordinador en materia de seguridad y de salud", puntualizando acerca del momento en que ha de realizarse la designación que "de los artículos 5 y 6 de la Directiva 92/57 se desprende que debe ser designado durante la elaboración del proyecto de la obra o, en cualquier caso, antes de la ejecución de los trabajos".
 
En nuestro Derecho interno se ha procedido a la transposición de esa Directiva mediante el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud en las obras de construcción, disposición aplicable a las obras de construcción, entendiendo como tal a "cualquier obra, público o privada, en la que se efectúen trabajos de construcción o ingeniería civil cuya relación no exhaustiva figura en el anexo I de la misma (trabajos con riesgos de sepultamiento, hundimientos, caídas, trabajos con exposición a agentes químicos, biológicos, a radiaciones ionizantes, trabajos en proximidad de líneas eléctricas de alta tensión, obras de excavaciones, túneles, trabajos subterráneos, trabajos de inmersión con equipos subacuáticos, trabajos en cajones de aire comprimido, tareas con usos de explosivos, o en el montaje o desmontaje de elementos prefabricados pesados). Se excluyen de su ámbito de aplicación a las industrias extractivas a cielo abierto, subterráneas o por sondeos (artículo 1.2 del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre).
 
En esta normativa interna, en el artículo 3.1 del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, se establece la obligación del promotor de designar un Coordinador de Seguridad y Salud en la fase de elaboración del proyecto, al prescribir que cuando en la elaboración del proyecto intervengan varios proyectistas se designará un coordinador. Igualmente, para la fase de ejecución de la obra, el promotor deberá designar un Coordinador cuando en la ejecución de la obra intervenga más de una empresa, o bien una empresa y trabajadores autónomos, o, finalmente, sólo varios trabajadores autónomos, designación que debe realizarse antes del inicio de las obras, o tan pronto se constate esa concurrencia de empresas o de trabajadores autónomos (artículo 3.2 del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre).
 
En función de la normativa interna y comunitaria se han de distinguir, pues, las figuras del Coordinador de Seguridad y Salud durante la elaboración del proyecto y durante la ejecución del mismo.
 
En el artículo 2, apartado 1, letras e) y f), respectivamente, del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, se definen ambas figuras, en los siguientes términos: Al Coordinador de Seguridad y Salud durante la elaboración del proyecto de obra, como "el técnico competente designado por el promotor para coordinar, durante la fase del proyecto de obra, la aplicación de los principios que se mencionan en el artículo 8" (principios de acción preventiva al tomar decisiones constructivas, técnicas y de organización con la finalidad de planificar los distintos trabajos o fases de trabajos). Por otro lado, se define al Coordinador en materia de seguridad y de salud durante la ejecución de la obra como "el técnico competente integrado en la dirección facultativa, designado por el promotor para llevar a cabo las tareas que se mencionan en el artículo 9", esto es, coordinar la aplicación de los principios generales de prevención al tomar decisiones técnicas y de organización, al estimar la duración de ejecución de los distintos trabajos o fases de trabajo, coordinar las actividades para que los contratistas, subcontratistas y trabajadores autónomos apliquen los principios de acción preventiva, aprobar el plan de seguridad y salud elaborado por el contratista etc.
 
El nombramiento de Coordinador, tanto en la fase de elaboración del proyecto como de su ejecución, podrá recaer en una misma persona (artículo 3.3 del Real Decreto 1627/1997, de 24 de marzo).
 
Esta disposición normativa permite amplias facultades al promotor a la hora de realizar el nombramiento de los Coordinadores en materia de Seguridad y Salud. Ahora bien, de la regulación de esa norma reglamentaria el nombramiento deberá recaer en una persona que cumpla los siguientes requisitos:
  • a) El nombramiento debe recaer en "un técnico competente", lo que para la Dirección General de Trabajo implica que debe ser una persona física; se eliminaría así toda posibilidad de que se designase como Coordinador a una persona jurídica (Contestación a una consulta de fecha 8 de mayo de 2008, núm. salida 1829-8-05-08). Por el contrario, en la Directiva sí se admite que el coordinador pueda ser una persona física o jurídica. En transposición de la misma, nuestro Reglamento al definir la figura del coordinador, no excluye expresamente a las personas jurídicas, ni alude a que sean sólo personas físicas, pero al hablar de que debe ser un "técnico competente", implícitamente, parece estar refiriéndose a una persona física, ya que ésta es quien puede ostentar cualificación profesional en áreas de Seguridad y Salud, ya que la formación la ostentan las personas físicas, no las personas jurídicas. Con esta interpretación, nuestra normativa interna podría estar separándose en este punto de la regulación comunitaria.

  • b) La persona física designada ha de ser competente para realizar las funciones encomendadas, esto es, ha de tener una cierta cualificación en materia de seguridad y salud laboral. Ahora bien, no se determina en esa disposición reglamentaria, cuándo nos hallamos ante un técnico competente, al no fijarse las titulaciones específicas requeridas o el alcance de la formación mínima exigible en materia de Seguridad y Salud laboral. Sólo se habla de ser un técnico competente. Ante esa laguna normativa, para determinar la titulación específica necesaria, habremos de estar a la disposición adicional cuarta de Ley 38/1999, de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación, en la que se establece que "las titulaciones académicas y profesionales habilitantes para desempeñar la función de coordinador de seguridad y salud en obras de edificación, durante la elaboración del proyecto y la ejecución de la obra, serán las de arquitecto, arquitecto técnico, ingeniero o ingeniero técnico, de acuerdo con sus competencias y especialidades".
Por otra parte, en la actualidad, y hasta que no se apruebe y entre en vigor la Ley a que hace referencia la Disposición transitoria cuarta de la Ley 25/2009, de 22 de diciembre, y a tenor de lo establecido en el último párrafo de dicha transitoria, el alta en este Colegio es requisito necesario e imprescindible para el ejercicio de la profesión, que implica el desarrollo de todas las técnicas topográficas, cartográficas y ciencias afines, sin limitación cuantitativa o cualitativa alguna, tal como así ya señala el Preámbulo de la Ley 123/1986, de 1 de abril, sobre regulación de las atribuciones profesionales de los Arquitectos e Ingenieros Técnicos.
 
 
 
Omitir vínculos de navegación.
Omitir vínculos de navegación.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en más información
Acepto   Mas información..